Quiero ser feliz0

Quiero ser feliz

Si en tu mente surgieron preguntas  que te hacen pensar sobre si estás viviendo tu vida de la manera correcta, si estas transitando por el camino que te llevara a cumplir tus sueños o realizar tus objetivos personales, entonces definitivamente este artículo es para ti.

 

Seguramente en algún momento te dijiste a ti mismo “Quiero ser feliz” pero, ¿Por qué será que surge esta afirmación repentina?  ¿Sera que te ocurrió un problema o una desgracia que te no te permitió ser feliz? ¿Sentiste durante mucho tiempo que tus pensamientos estaban invadidos por una sensación de infelicidad constante?

La gente tiene demasiados motivos hoy en día para no ser feliz, para sentirse mal con sus situaciones personales, los problemas son suficientes como para bajar los brazos y dejar a tu autoestima por los suelos.  

Muchas veces nos sentimos mal o nos preocupamos demasiado por cosas que realmente no valen la pena y no merecen asignarle tanta importancia.

 

Algunas personas se sienten angustiadas o se quejan por el hecho de tener unos kilos de más, porque se sienten más gordos o porque su estómago aumento considerablemente su tamaño durante las vacaciones de verano.

Mientras que del otro lado del mundo existe gente que mueren de hambre porque carecen de un plato de comida para alimentarse y que definitivamente harían lo que sea para aumentar unos cuantos kilos, es por esto que sentirse mal por la contextura física del cuerpo no es más que una absoluta pérdida de tiempo.

También existen personas que sufren por el hecho de tener una determinada edad y no conseguir una pareja estable, porque sus anteriores relaciones amorosas terminaron en un fracaso rotundo o porque aún no encuentran a esa persona especial que les permita ser feliz de una vez por todas.

Pero lo más seguro es que nunca pensaron y se preguntaron:

¿Por qué me va mal en el amor? 

 

Es fácil derivar responsabilidades y buscar culpables ajenos a nosotros, pero si fracasas constantemente en el amor eso quiere decir que tu personalidad no es para nada atractiva o que algo mal estás haciendo, aunque te cueste admitirlo esa es la única verdad.

Todo esto provoca que se sientan inmersos en un bucle de infelicidad y tristeza continua.

 

¿Realmente quieres ser feliz?

 

Quiero ser feliz

 

 

Sentirse mal con uno mismo, es algo que te impedirá ser feliz y que también destruirá paulatinamente tu autoestima.

Todos sabemos que es mucho más fácil quejarse y adoptar una postura de víctima indefensa que fue maldecida por el destino y que no puede hacer nada para mejorar su vida, porque esto no requiere de ningún esfuerzo o voluntad de tu parte.  Pero a la larga, esta clase de pensamientos son lo que condicionaran tus emociones, tus acciones, la forma en la que percibes tu realidad y cómo será la clase de vida que llevaras durante el resto de tus días como ser humano.

Lo cierto es que las personas somos demasiado superficiales en el sentido de como vemos la vida y las situaciones que nos suceden cotidianamente. Entonces si lo que no te permite ser feliz es el hecho de no tener un auto como el de tus amigos, por no tener una pareja estable como los demás, porque no puedes vestirte con esa ropa que tanto te gusta debido a tu peso corporal, es porque estas asignándole importancia a las cosas incorrectas.

 

Mantenerse deprimido por este tipo de situaciones, es ser vulnerable a los estímulos externos, al permanecer en este estado, estas dejándote manipular por la sociedad materialista y superficial en la que vivimos actualmente.

Así es, te has dejado manipular por todas esas publicidades donde gente, que “supuestamente” son felices porque tienen un auto de último modelo, viven una mansión enorme con lo último en tecnología, ropa de lo más lujosa y encima para rematar presumen tener unos cuerpos esbeltos, delgados y musculosos.

 

Todo esto son cosas que no te permitirán ser feliz de verdad, pero que la sociedad te hizo creer que realmente podrás ser feliz cuando logres obtenerlas.

Debo reconocer que viéndolo desde el lado del marketing, es una manera muy rápida e ingeniosa de publicitar los productos que desean vender a la sociedad, pero que absolutamente comienza a aniquilar la poca autoestima que tiene la gente.

Es por esta razón que no puedes permitir que las personas que quieren obtener tu dinero a toda costa, te quiten lo todo lo que te queda, para que te endeudes por conseguir algo material que sinceramente no vale la pena comprar, para que luego te sientas mal y desdichado contigo mismo.

Dejando a un ser humano triste por la crisis que atraviesa y diciendo “Quiero ser feliz a partir de ahora en adelante”.

 

Lo que es verdaderamente irónico, es que la gente no es consciente de lo mal que se encuentra su vida hasta que logran tocar fondo de alguna manera.

La cruda realidad es esta, porque es probable que tu vida se destruyendo lentamente, que se esté ahogando en un mar de pensamientos negativos o comportamientos nocivos para tu bienestar personal y tú no puedes verlo, porque claro, estas más ocupado preocupándote por cosas superficiales o materiales que alimentan tu ego momentáneamente.

Conozco muchas personas que sabían que fumar era algo perjudicial para su salud, pero que no eran conscientes de la gravedad del asunto, sin embargo siguieron con el absurdo hábito de fumar refugiándose con la típica frase de “Puedo dejarlo cuando yo quiera” “Solo lo hago porque me produce placer y no es una adicción”.

Claro, entonces recién cuando te diagnosticaron cáncer pulmonar debido a toda la nicotina consumiste sin ser obligado por nadie más que tú mismo, justo en ese momento decidiste abandonar el cigarrillo, recién ahí abriste los ojos y reflexionaste sobre tu existencia en esta vida y sobre como hiciste sufrir a tus seres queridos mientras continuabas ejerciendo ese comportamiento que casi te causa la muerte.

 

 

¿Porque debemos esperar a que nos suceda algo grave para cambiar nuestra vida por completo?

 

Parece mentira, pero la verdad es que algunas personas no son conscientes de su realidad hasta que una bomba les explota en la cara y los obliga a recapacitar sobre su vida o sobre el tiempo restante que le queda por vivir en este mundo.

Las estrellas de la televisión, los grandes artistas no son ninguna excepción, porque también sufrieron esta clase de decepciones en su vida al darse cuenta de que ellos mismos eran los que se estaban cavando su propia tumba con los comportamientos o malos hábitos que adquirieron y que practicaban constantemente.

Yo no soy una persona famosa, pero no es difícil imaginarse que cuando llegas al mundo de la fama, cuando todos quieren conocerte, definitivamente tu ego se elevara tan rápido y todo lo que hagas o realices se verá impulsado por la base de ego, por lo tanto, solo podrás ver la parte superficial y materialista de la vida.

Entonces, cuando estas cegado por tu ego, te será muy difícil ver con claridad los propósitos de tu vida, no podrás tener una meta bien definida que contribuya a tu progreso personal.  

Te desviaras de lo que realmente importa en la vida y lo que todo ser humano aspira obtener: SER FELIZ.

 

 

Quiero ser feliz ¿Cómo lo hago?

 

Quiero ser feliz

 

Todos queremos decir quiero ser feliz y serlo bajo nuestros propios términos. Las personas tienen distintas maneras de ver la vida, tienen diferentes gustos que superan la imaginación, sin embargo todos o al menos la gran mayoría, comparten un pensamiento en común, todos ellos buscan una manera de ser feliz.

Aunque no todos lo expresen de una forma única, algunos dicen “Quiero tener una vida mejor” “Quiero sentirme bien conmigo mismo antes de morir” “Quiero alcanzar la felicidad en mi vida”, es decir, que todos comparten una misma finalidad la cual es experimentar el quiero ser feliz.

Claramente, esta frase está un poco incompleta, porque para poder ser feliz, principalmente debes formularte un conjunto de preguntas que te revelaran muchas cosas sobre tu persona:

 

¿Cómo quiero ser feliz?

 

¿Qué es lo primero que debo hacer para lograr alcanzar mi felicidad?

 

¿Dónde debo estar para sentirme feliz?

 

¿Qué comportamientos debo cambiar o modificar para ser feliz?

 

¿En compañía de cuales personas me siento más feliz?

 

Cuando te hagas estas preguntas, automáticamente las respuestas comenzaran a llegar a tu cerebro de forma inmediata para que puedas aprender a ser feliz.

Y si por alguna razón no obtienes respuestas, es porque, aun no te conoces a ti mismo lo suficiente como para saber lo que te permite ser feliz.

También suele suceder, que muchas personas saben perfectamente que lo que les brinda felicidad en su vida, saben que es lo que tienen que hacer, con cuales personas deben estar, pero sin embargo, no hacen nada para para alcanzar esa felicidad que tanto anhelan.

Es como si existiera algo en su interior que no les permite cambiar, es como si se sintieran encerrados en una cárcel donde se encuentran presos sus más grandes sueños y aspiraciones en la vida. Así que, mientras sigan encerrados en ese lugar, no lograran fluir con la vida y para ellos será imposible ser feliz.

 

¿Cuál es la razón de que suceda todo esto?

 

Esto sucede debido a que tienen problemas internos que son como una piedra enorme que se encuentra encadenada con la persona y esto le impide progresar en la vida.

Puede ser estos problemas internos estuvieron en tu vida durante muchos años sin que te dieras cuenta de ellos, puede ser que hace poco hubieras adquirido, sea cual sea tu caso, debes saber que no es para nada bueno ignorar nuestros conflictos internos y no tratar de cambiar o mejorar nuestra situación personal.

Es necesario que te liberes de esa gran roca pesada llamada conflictos internos, que te mantiene encadenado y lejos de tus objetivos en la vida.

Solo de esta forma lograras cambiar tu vida y movilizarte hacia la acción para poder ser feliz.

 

Si tú dices “Quiero ser feliz”, me parece excelente, pero antes tienes que comenzar por resolver tus problemas internos que tanto te hacen sufrir y no te permiten ser la mejor versión de ti mismo.

Lo que provoca que tengas problemas internos, es la gran información errónea que llego desde el exterior, instalándose en tu mente y que logro quedarse ahí dentro con el pasar de los años.

Te hicieron creer que en la vida lo más importante es vivir trabajando, cobrar un sueldo a fin de mes, para gastarlo en cosas materiales y así tapar el vacío interior que sientes por no hacer lo que te hace feliz y luego volver a realizar la misma rutina como si fuera un círculo vicioso sin fin.

Absolutamente, llevar este tipo de vida te volverá un persona muy infeliz, si realmente no tienes un propósito u objetivo por el cual vivir.

Si te dedicas a observar a las personas que siguen este estilo de vida, no son personas sonrientes o que pregonan el hecho de estar alegres o felices.

Por supuesto que siempre existen raras excepciones y contados casos en los cuales se sienten felices viviendo de esta manera.

 

Pero la gran mayoría de las personas, incluyéndote a ti, tienen la necesidad de tener una vida mucho más productiva, donde se sientan libres, donde se acepten a ellos mismos, donde puedan tener la suficiente motivación que los impulse a mejorar para adquirir la capacidad de pensar y elegir el camino que los conduzca hacia la verdadera felicidad.

La naturaleza del ser humano es ser feliz, porque apreciamos y disfrutamos más la vida cuando nos sentimos alegres, sonrientes y felices.

De esta forma, algún día el “Quiero ser feliz” evolucionara y se transformara completamente en un “Soy feliz”.

Comentar con Facebook

Deja una respuesta

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>